El “Toto” ROMERO, leyenda de Tafí Viejo

En las últimas horas de la tarde de hoy viernes 06 de Agosto de 2010 , dejo de existir a los 85 años victima de una penosa enfermedad el Sr.Cruz Héctor Rafael "Toto" Romero.

“El Toto” como lo conocíamos todos, había nacido el 03 de Mayo del 1925, día del Cruz.

Leyenda , de la resistencia peronista ferroviaria de los Talleres de Tafí Viejo conocidos como “los mau, mau”. “El Toto”, puede era el abuelo ferroviario de cualquier taficeño. Conoció al mismísimo Gral. Juan Domingo Perón, estuvo a su servicio en julio de 1947, cuando en la casa histórica declaro la independencia económica y nacionalizó los Ferrocarriles, a la edad de 22 años como empleado del Ferrocarril Central Córdoba (Tucumán CC)

Dialogó con Perón cuando atendió el coche comedor del Tren Presidencial construido en Tafí Viejo “Mi padre que fue carpintero ebanista trabajo en esos coches “dice con orgullo, en la última entrevista que le realice ya hace unos años. “Toto” Romero es fuente inagotable de inspiración, investigadores, periodistas y escritores y hasta cineastas visitan su humilde casa de calle Mendoza segunda cuadra en Tafí Viejo, en varios libros se cuentan sus historias militantes y anécdotas siempre ligadas al Tren. Su lucidez sorprendia y entusiasma, a sus interlocutores ávidos de conocer como era el “Tafí Viejo de antes” para los jóvenes como yo enamorados del Ferrocarril fue y será siempre un ejemplo de lucha y militancia.

Siempre una enseñanza siempre una historia simpre el buen ejemplo …

“Recuerdo la confitería “El águila” sobre la vereda sur entre Sáenz Peña y Congreso, cerca de donde ahora reside la familia chalfoun al frente dónde tiempo después funcionó la ferretería de Nazareno Orlandi , existía otra confitería donde actuaron “Las Mejicanitas” un dúo de muchachas muy bonitas vestidas de mariachi era toda una novedad un espectáculo muy concurrido”.

La Fiesta del Tren

“Cerca de las nueve todos a la estación, imagínate yo tenia 17 años como no voy recordar esa época maravillosa, los domingos a las 21 llegaba el Salteño, como le llamaban algunos pero el realidad era el Panamericano, que salía de Retiro, hasta Jujuy después combinada a Bolivia , era el servicio internacional de los ferrocarriles en la estación lo recibía la banda de música la dirigía Dn. Miguel Xamena, algunos pasajeros que venían dormidos se despertaban sobresaltados con los acordes de la banda”.

“Era un lujo Tafí Viejo florecía con el tren, la parada era de media hora y algunos bajaban a comprar empanadas, empanadillas y queso”. El Tren el contacto con el Mundo “En el furgón venia un gordo que vendía las revistas, Para Ti, Caras y Caretas El Mundo, Purrete, El Tony, Caras y Caretas y algunos diarios de Buenos Aires, hacia capote vendía mucho” “Yo le compraba para mi madre Damas y Damitas y para mi Mandrake el Mago y Salgari, eran mis favoritas”.

A las 12 Todos a Dormir…

“La luz de las calles era provista por la usina del Taller, corriente continua una luz amarillenta unos focos en las esquinas y a mitad de cuadra que a las doce de la noche se apagaban por eso todo el mundo a dormir antes de las doce porque a las seis de la mañana había que estar en pie porque el taller no paraba se trabajaba en doble turno, al que los agarraba e apagón el calle anda a los tropezones con las raíces de los tarcos y siempre verdes, dormíamos con la puerta abierta no había asaltos no existían los robos”.

Hace uno años, Toto sufrió la perdida de uno de su hijos varones Alejandro César victima de un accidente cerebro vascular .Pero este hombre duro que se fogueó en mil una marchas que enfrentó la cárcel y la persecución por ser peronista y defender su sagrados Talleres junto a sus compañeros, no cejó jamás en su prédica y principios el de un país justo para todos, lo palpa hasta el más desprevenido más allá de las ideologías y los formalismos y lo reafirma siempre con un gesto franco y solidario.

Me quedan infinidad de historias que generosamente compartió conmigo, , desde el viejo y blanco portoncito de chapa el Toto se despide “Mihijo lo esperó, cualquier tarde de estas así no tomamos unos mates y seguimos charlando”.

“Por supuesto yo lo llamó”, le conteste. Cuando cruce la pasarela del Tiro, me pareció oír la voz del “Coya” Tomàs Lídoro Caro “Ya viene el Tren Panamericano… caracoleando en le curvón de la estación, como anaconda fabulosa los vagones, vienen llegando y en Tafí Viejo canta una campana al partir el Tren Panamericano y con él en su viaje a la eternidad el “Toto” Romero”…


Chau viejo hasta siempre…!! . Con hondo pesar “uno de tus nietos”

Ariel Espinoza 06 .08.2010

Anuncios

Una respuesta

  1. pese a la redacción, lindos sentimientos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: